Monitorizando parámetros en casa con los pequeños sensores de Clime

650_1000_clime_in_hand

Ni es el primero, ni va a ser el último sensor para el hogar que os vamos a presentar. La propuesta de Clime está basada en pequeños sensores que colocar por la casa, para poder recopilar información sobre la temperatura o humedad.

La idea es que podamos cubrir el hogar a un precio moderado, sin realizar una gran inversión, pero no por ello menos rigurosa en sus mediciones. También se apuesta por un diseño fácil de esconder o integrar en cualquier sitio. Una solución muy parecida a la que nos presentaron hace unos meses los chicos de Notion.

Otra cuestión es comprobar que los sensores funcionen realmente bien, y encontrarle la utilidad al asunto, probablemente muchos de nosotros no se la encontremos en este momento, pero hay mucho potencial a poco que veamos ejemplos y utilidades.

Como detectar fugas de agua, contarnos cuándo una planta necesita ser regada, avisarnos de que el sol ha salido, o incluso como sistema de seguridad ante elementos que se mueven de sitio, son algunas de sus aplicaciones. La compañía desarrolladora – polaca – nos pone algunos ejemplos:

Como alguno podría intuir – así lo suelen hacer este tipo de gadgets -, Clime se conecta a la red de casa para tener la información accesible desde los diferentes dispositivos conectados. Lógicamente hay aplicación móvil para monitorizar los parámetros, estemos en casa, o fuera de ella.

El fuerte de los sensores Clime parece estar en el tamaño, muy reducido, y con la capacidad de adherirse a superficies. Además de WiFi, cuenta con conectividad Bluetooth 4.0, y en cuanto a autonomía, su batería le otorga año y medio de vida.

650_1000_clime_packaging_b.1

 

El precio de los sensores Clime es de 24 dólares por unidad, más alto de lo que inicialmente habían planteado – 15 dólares – en su campaña de financiación, pero todavía entra dentro de un gasto moderado. Estarán disponibles a comienzos de 2015.

En realidad hay dos precios, para los cuatro modelos posibles. 24 dólares por el sensor de temperatura, y 26 dólares por otros tres versiones, que leen la humedad, luz y movimiento, además de la temperatura. Creo que merece la pena el gasto por los modelos con lectura de dos parámetros.

650_1000_mobile_hand

 

 

Vía Xataca.com Monitorizando parámetros en casa con los pequeños sensores de Clime.